Fuera tabús y mitos ¡El punto G masculino!

Opinión externa de Jorge Majada

1
2609

Las personas mayores pueden decir que los hombres ya no son como antaño. Cuando surge algo nuevo, ellos se atreven a probarlo, ya no es como antes, un ejemplo de ello es el Punto G. Cuando se empezó a hablar del punto G femenino, de ese lugar que producía un placer inigualable. Los hombres empezaron a cavilar que por qué solo podían disfrutarlo el sector femenino y empezaron a investigar. He de decir que sobre este tema hay muchos tabús y mentiras, por eso creo necesario este artículo para aclarar algunas dudas y por lo menos saber la verdad sobre lo que respeta a este tema.

En la mayoría de casos un gran desconocimiento por el hombre. Muchas parejas que se atreven a buscarlo siempre acaban recibiendo un gran placer y por lo tanto suelen repetir, pero ¿Por qué hay hombres que no quieren ni ponerse a buscarlo? El gran problema es donde se encuentra, os daré una pista en la parte trasera, en concreto en la glándula prostática.

Parece difícil acceder a él, así que, os voy a decir como podréis encontrarlo. Buscar en la próstata a unos siete centímetros dentro de su ano, cerca de sus genitales. Es aproximadamente del tamaño de una nuez y sentirás una zona que parece un orifico. Sabemos que a priori no suena fácil pero estarás encantada, y él mucho más, cuando logres llegar a él.

Para estimularlo se haría de la misma manera que el femenino, así que piensa como te gusta que te lo hagan a ti y hazlo tú igual. Pon el mismo cuidado y tiempo que te gustaría que te dedicasen, en cuanto respecta a velocidad y presión. Encontrarse en un lugar ambientado con música relajante y veros tranquilos os dará la confianza mutua para emprenderos en esta nueva aventura, utilizar lubricantes siempre os facilitará las cosas. Una vez que ya estas en el lugar indicado te animarían a que probaras juguetes sexuales como tapones anales, suelen ser divertido ya que a nadie le gusta tener una vida monótona, ¿Por qué la íbamos a tener en la cama?

¿cómo estimular la Próstata?

Otro tema que aflora alrededor de este es “la pérdida de la masculinidad”. No es un mundo que solo puedan disfrutar las parejas homosexuales y por eso he querido hacer todo el artículo poniendo de ejemplo a una pareja heterosexual. Si tú marido te dice que quiere probar cosas nuevas, por favor no pienses que está dudando sobre su orientación sexual. Dejemos atrás estas tonterías del pasado y evolucionemos disfrutemos de nuestro cuerpo y de nuestra vida, ya que solo tenemos una.

Autor: Jorge Majada
Blog Personal

Las opiniones expresadas por los autores no necesariamente reflejan la postura de Practiccum Editorial ni reflejan necesariamente la opinión de los colaboradores de la revista.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, introduce tu comentario
Por favor, introduce tu nombre